2018-10-18

Convéncete de utilizar crema solar


….pero si eres de los recalcitrantes que no soportan aplicarse nada sobre la piel por muy acuosa que sea la fórmula, he aquí unos pocos consejos para cuando descubras que te has quedado dormido sobre la toalla de playa y para mayor escarnio, te ha quedado sobre el cuerpo la marca de la revista que estabas ojeando.

La quemadura solar se ha producido ya, y no hay nada que la pueda revertir. No obstante, estos consejos caseros pueden ayudarte a paliar el dolor y la incomodidad.
 

 
- Toma un baño. Añadir unas cucharadas de bicarbonato al agua del baño constituye un remedio calmante infalible. Añadir avena al agua de baño es otro remedio efectivo para calmar el dolor que causa este tipo de quemaduras. Llena la bañera con agua bien fresca, que no fría y mezcla ½ o 1 taza de bicarbonato con el agua. En cualquier farmacia podrás encontrar también preparados de avena para el baño.
 
- Utiliza la savia del aloe vera.El jugo que desprenden las hojas del aloe vera es un remedio bien conocido para calmar cualquier tipo de quemadura en la piel, en especial las de una insolación. Por suerte, esta planta curativa es muy fácil de encontrar. Para usarla, solo tienes que hacer un corte en una hoja y aplicar el “gel” directamente sobre la quemadura.
 
- Aplica una compresa fría. Otro remedio calmante consiste en sumergir una toalla pequeña en agua fresca y aplicarla directamente en las áreas quemadas. Ten en cuenta que no se debe aplicar hielo sobre la piel quemada por el sol. También puedes agregar al agua la avena o el bicarbonato del que hablábamos más arriba.
 

 
- Bebe agua. Asegúrate de reponer líquidos bebiendo mucha agua. Estar bien hidratado ayuda a lograr una recuperación más rápida.
 
- Utiliza una mascarilla a base de patata.No te parecerá muy ortodoxo pero la patata es conocida en todo el mundo como un calmante maravilloso para el dolor. Toma dos patatas lavadas y peladas, licúalas hasta conseguir una pasta. Añade un poco de agua si la “pasta” queda demasiado seca. Aplícala en las áreas quemadas, espera hasta que se haya secado y luego toma una ducha.
 
- Prueba con un anestésico tópico o toma un calmante para el dolor.Si eres de los de “a grandes males, grandes remedios” y eres de los que no te andas con contemplaciones, los anestésicos tópicos, en crema o mejor en aerosol, pueden ofrecer un poco de alivio en tan incómoda situación. Por su parte, los analgésicos como la aspirina, el paracetamol o el ibuprofeno, pueden aliviar el dolor y reducir la inflamación de una quemadura de sol. Asegúrate de consultar con tu farmacéutico.
 
La próxima vez que vayas a exponerte al sol, recuerda que puedes evitar todo este engorro con una adecuada protección solar.




neu traje banner
negu logo
neu tijera banner

FACEBOOK-EN JARRAITU

Blog Archive